No fue la empresa constructora de las Villas de Xalapa sino el gobierno el que se comprometió a hacer mejoras en el Tecnológico de Xalapa a cambio de las 10 hectáreas que se donaron a aquella para que construyera las Villas. Para que no haya problemas antes del inicio de los Juegos Centroamericanos y del Caribe, el subdirector de construcción de espacios educativos se presentó al plantel educativo referido para recorrerlo junto con las autoridades de la institución y con alumnos de la misma. Espacios educativos ofreció presentar un proyecto que incluye laboratorios, campo deportivo, techado de cancha y pavimentación del estacionamiento. Surge la interrogante: ¿Qué beneficios se obtuvieron por la donación de las 10 hectáreas a un particular? Porque si el gobierno va a hacer las mejoras será con dinero público, es decir de todos los veracruzanos y la empresa a cambio de nada obtuvo un terreno regalado. Salvo explicación en contrario.