El Barrio de la Huaca es parte importante de la historia de la ciudad de Veracruz, no es posible explicar jarochilandia sin acudir al expediente de este singular y muy representativo barrio citadino. Existe un proyecto de rescate y remodelación de este tradicional enclave urbano por parte de los tres órdenes de gobierno que, obviamente, no pueden excluir a la población que allí se concentra. Pero los intereses deben ser muy grandes porque ya surgió una seria discrepancia entre un comité formado para el propósito y un grupo de vecinos que no lo reconoce porque acusa a sus integrantes de estar motivados por “intereses personales”. Ojalá, esta divergencia no dé al traste con los fines del proyecto y que los recursos presupuestados no se vayan a perder por no ser ejercidos “en tiempo y forma”.