Por Javier Laertes

finanzas200614-empleos

El titular de la Secretaría de Trabajo, Previsión Social y Productividad, Marco Antonio Aguilar Yunes, señaló que el salario mínimo tiene que incrementarse para mejorar el poder adquisitivo de los ciudadanos en el país y el estado, sin embargo, éste tiene que desvincularse de aspectos como el tomarlo de referencia para créditos de vivienda o multas entre otros.
“No se trata de hacer una escalada inflacionaria, se trata de que los trabajadores ganen más, se trata de cuanto antes desvinculemos este salario mínimo que liberemos el salario y que se haga el ajuste que se deba de hacer con la corresponsabilidad de los factores de la producción, la productividad, los mexicanos tienen que ganar mejor, mejores trabajos, formales que permitan la seguridad social”, apuntó.
En entrevista hecha al concluir la guardia de honor ante el monumento a Miguel Hidalgo en el parque de Los Berros, el funcionario estatal destacó que ha hecho diversos planteamientos en la asociación de Secretarios del Trabajo del país, para mejorar la situación laboral y salarios en el país.
Dejó en claro que el objetivo es lograr contar con un salario mínimo que evite la inflación, al tiempo que promueva mejorar el poder adquisitivo de los ciudadanos.
“Lo primero es desvincular al salario mínimo como unidad de referencia en leyes federales y estatales que hacen que el salario mínimo fije multas, derechos, porcentajes de elevación de créditos que evidentemente cualquier incremento que tengan por arriba de lo que establece es la inflación y por arriba de todo ello repercute también en el bolsillo de los trabajadores”, explicó.
Resaltó que el tema del salario mínimo se debe analizar de manera responsable, pues no se puede aprobar un incremento que los patrones no puedan cubrir como pasó en países como Chile y Uruguay.
“Tenemos que observar que la recuperación del poder adquisitivo sea gradual, obviamente que permita a los patrones pagar, si ponemos el salario mínimo muy elevado es posible que los patrones no cumplan, como sucedió en Uruguay, se eleva el salario, pero se eleva el incumplimiento de acuerdo a estudios que la OIT tiene”, destacó.

Respecto a la toma de nota de la nueva dirigencia del SETSUV, Águilar Yunes reiteró que el comité electo no ha dado cumplimiento a subsanar las inconsistencias planteadas, donde destaca la falta de registro de 66 trabajadores.

“Nos vemos imposibilitados para poder validar una elección, cuando la diferencia es de más 45 votos aproximadamente y hay 66 personas que votan sin tener el registro de nosotros, es como como si 66 personas votaran sin credencial de elector”, detalló.

Finalmente dejó en claro que el Estado es respetuoso de la vida y autonomía sindical, por lo que espera se den los acuerdos que permitan la solución a esta situación para poder otorgar la toma denota de maneta legal.

“Hemos tratado de buscar soluciones con el comité electo para poder dar esta toma de nota ante la negativa otorgara, incluso presentaron un amparo en el cual ya dimos los informe que la ley nos obliga”, concluyó.

Foto: Punto revista