image (12)
Xalapa, Ver. 18 de Sep. (SPI/Kaleydoscopio).- El secuestro es uno de los delitos más preocupantes para los mexicanos, pues se trata de la privación ilegal de la libertad de una persona con el propósito de obtener un rescate. El fenómeno alcanzó en noviembre de 2013 el mayor número de denuncias: 156.
Las autoridades han detectado la problemática social que significa este delito y logró reducirlo en enero de 2014, a 132, lo cual significa una tasa de variación a la baja de 15.38%, detalla el “Informe sobre delitos de alto impacto”.
Según datos obtenidos por el Observatorio Nacional Ciudadano: Legalidad, Justicia y Legalidad (ONC), de diciembre de 2013 a enero de 2014 aumentaron 5.6% las denuncias de secuestro.
“Pese a esta reducción, en el ONC continuamos insistiendo que la frecuencia con la que se presenta este fenómeno sigue siendo preocupante, sobre todo si tomamos en cuenta que en septiembre de 2007 sólo se tenía conocimiento de un secuestro diario; mientras que, para el mes que estamos analizando, se reportaron cuatro casos”, indica el documento.
El Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) sobre la incidencia delictiva del fuero común señala que durante enero de 2014 se denunció un secuestro cada 6 horas a lo largo del territorio nacional.
El documento abarca homicidio doloso, homicidio culposo, secuestro, extorsión, robo con violencia, robo de vehículo (con y sin violencia), robo a casa habitación (con y sin violencia) y robo a negocio (con y sin violencia).
Sobre el periodo diciembre 2013-enero 2014 el número de secuestros oficialmente contabilizados en nuestro país presentó un repunte de 5.6%.
De diciembre de 2009 a enero de 2010 se aprecia este tipo de aumentos, que en este caso específico fue una variación al alza de 43.03%.
Comparando enero de 2013 con el mismo mes de 2014, el número de secuestros presenta una reducción de 1.5%. Al contrastar el número de denuncias de enero de 2007 a enero de 2014, la privación ilegal de la libertad se incrementó en 104 casos, es decir, en un alarmante 371.42%.