En los Juegos deportivos centroamericanos de Mayagüez, Puerto Rico, México encabezó el medallero figurando como toda una gran potencia deportiva, ni por asomo se le acercaron los demás países participantes, la razón es porque en esos Juegos no participó Cuba. Con ese antecedente, se pensaba que en México cuatro años después de aquella afortunada experiencia seguiríamos encabezando las competencias. Pero no medimos a Cuba en su exacta dimensión que esta vez sí participó. En Mayagüez México consiguió 384 medallas; 133 de oro, 129 de plata y 122 de bronce, fuimos como Juan Camaney. En esta edición México consiguió 115 de oro, 106 de plata y 111 de bronce, 332 en total. Cuba se llevó 123 medallas de oro, 66 de plata y 65 de bronce, 254 en total. Ahora, Cuba nos sobrepasó en medallas de oro, esta es una lección que debemos aprender en México, porque talento deportivo lo tenemos de sobra, destinamos más dinero que Cuba al deporte,  entonces ¿qué falla?