Hay que esperar a los resultados del operativo punitivo de seguridad que el gobierno federal va a implementar en 22 municipios de la región conocida como Tierra Caliente, que abarca territorio de cuatro entidades federativas: Guerrero, Michoacán, Morelos y estado de México; se incluye Acapulco. Bajo un Mando Único colaborarán la Defensa Nacional y la Policía Federal. La experiencia no es nueva pues ya se ha aplicado con ciertas variantes en Michoacán y Tamaulipas, en el primero destaca la figura de un Comisionado que hace las veces de un enviado plenipotenciario de la federación en el que confluyen los mandos del operativo y el político. Seguramente pronto empezará a fluir información sobre detenciones importantes, aunque sobre la solución al problema no se sabe para cuándo.