Fue un día atípico en Xalapa, al menos en el centro histórico pues ayer no hubo taponamiento en la calle Enríquez. Jubilados, empleados de la UV, músicos, trabajadores de la Secretaría de Salud ya no hicieron su aparición, la causa fue que ya les pagaron el aguinaldo y eso los dejó sin materia para la justificada protesta que hicieron los dos últimos días. Es muy seria la crisis financiera del gobierno del estado, tanto que no le alcanza para cubrir las prestaciones de su nómina ¿por qué? La opacidad no permite saber la verdad.