El doctor en economía Hilario Barcelata, hace hincapié  sobre la aplicación de la nueva fórmula para el reparto del FISM-2015  cuyo diseño beneficia a 109 municipios veracruzanos “con el reparto que se había hecho aplicando la ley vigente, recibirían  en conjunto 996 millones de pesos adicionales a los que recibieron en 2014.” Debido a la protesta de municipios que se vieron afectados con la nueva fórmula “El Secretario de Gobierno Gerardo Buganza y el titular de Sefiplan Mauricio Audirac, declararon que la Secretaria de SEDESOL Rosario Robles autorizó al gobierno del estado para que siga aplicando la formula derogada. Si esto es cierto, se está cometiendo otra acto de ilegalidad, porque una secretaria de despacho del gobierno federal no puede acordar con un gobierno estatal la aplicación de una ley que no está vigente, no puede autorizar que no se aplique una ley vigente; una ley que pasó todo el proceso de creación de leyes que señala la Constitución; una ley que la única manera en que podría no aplicarse, sería reformándola mediante un proceso legislativo”. No le falta razón al doctor Barcelata y quienes piensan aplicar una formula derogada debieran pensarlo bien para no incurrir en acciones violatorias a la ley que, si bien en “el pinche poder” es posible obtener impunidad, una vez fuera la inmunidad se pierde.