254464-0d1a4cbba73d3bfb2_pf-7013121029_clase_3_gc-c-440x316

Ciudad de México, 27 de enero (SinEmbargo).– “Nuestro Presidente está en su peor momento. Tan bajo reconocimiento social es muy peligroso, no podemos aceptar esto”, dijo el empresario mexicano Lorenzo Servitje, fundador de Grupo Bimbo, previó a la presentación del “Código de Integridad y Ética Empresarial” del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

Servitje pidió cerrar filas y apoyar Enrique Peña Nieto. ” [Debemos] respaldar abiertamente al Presidente que está en una situación que todos conocemos”. Dijo que se necesita seguridad y estímulos para la inversión. “Debemos pedir esto a nuestros gobernantes. Dar facilidades a los empresarios”, comentó.

Este martes, el presidente nacional del CCE, Gerardo Gutiérrez Candiani, presentó el “Código de Integridad y Ética Empresarial”. Dijo que se trata de un marco que ofrece nuevas y mejores prácticas y de manejo de riesgos en materia anticorrupción.

Empresarios y representantes de cámaras y asociaciones empresariales y financieras se reunieron para presentar y firmar al iniciativa en materia de anticorrupción, la cual se pretende aplicar tanto a empresas como a personas que se encuentran relacionadas con las mismas.

Gutiérrez  Candiani mencionó la responsabilidad social y necesidad de las empresas de participar como actores en la resolución de los problemas de México. Citó datos del Observatorio Económico Mundial que refieren cómo 3 de cada 5 elementos que dificultan los negocios e inversiones en México están relacionados con la corrupción.

El líder empresarial dijo que este código busca ser un instrumento que permita a las empresas a prevenir y eliminar la corrupción, así como una postura intolerante hacia actos de soborno, cohecho y de corrupción.

Precisó que los principios contenidos en el Código buscan ser un instrumento que coadyuve a las empresas y a las personas relacionadas a prevenir y, así eliminar, la corrupción, demostrando un compromiso de intolerancia hacia actos de soborno, cohecho y de corrupción, y, de manera positiva, contribuir a mejorar los estándares de veracidad, integridad, ética y honestidad en toda relación de negocios y en su desarrollo empresarial.

“Esto es un compromiso por parte de las empresas con la sociedad mexicana en el tema más importante. Cómo hacer un país de leyes y abatir los niveles de corrupción”, dijo Gutiérrez Candiani.

De esta manera, agregó, se buscará contribuir a mejorar los estándares de veracidad, integridad, ética y honestidad en toda relación de negocios y en su desarrollo empresarial.

El código incluye doce principios: prohibición a la corrupción, transparencia, integridad en las inversiones, integridad en las relaciones de negocios, prohibición de aportaciones con fines políticos, libertad en la participación política, controles de verificación, responsabilidad política, honestidad empresarial, desarrollo de programas de cumplimiento, comunicación interna y confiabilidad, y por último, fomento a la cultura de la integridad y transparencia en los negocios.

El presidente del CCE exhortó a que este esfuerzo hecho por los empresarios mexicanos, se haga algo parecido y semejante ante la sociedad por parte de la esfera política, en especial con la aprobación por parte del Congreso de la Unión de la ley anticorrupción.

“Se requiere un fortalecimiento del Estado mexicano. Hay una imperiosa necesidad de la renovación de los mexicanos dentro de la vida pública en el país. En la tarea de reformar al país no hemos sido capaces de poner en marcha la regeneración de la vida pública y una cultura de la legalidad”, afirmó y agregó que dichas prácticas tan enraizadas en varios ámbitos de la interacción de la sociedad deben de terminar.

La elaboración de dichos principios tomo lineamientos e iniciativas en materia de integridad y anticorrupción de organismos internacionales como el Banco Mundial, la OCDE, el Foro Global de Gobierno Corporativo, el Foro Económico Mundial, entre otras.

Tomado de: http://www.sinembargo.mx/27-01-2015/1231135