El Ayuntamiento de Minatitlán ha amortizado la abultada deuda pública heredada por la administración municipal 2009-2010 encabezada por Guadalupe Porras David, a quien el Orfis ha exonerado de toda culpa. Pero en sentido contrario en Minatitlán siguen intrigados: el ayuntamiento ha pagado 9 de los 33 millones de pesos del crédito contratado con Banobras para la construcción de un puente que no se hizo; la actual administración pagará seis millones más. El ayuntamiento que presidió la señora Porras obtuvo los millones de pesos provenientes del crédito de Banobras, más los derivados de la bursatilización y en débito con proveedores, todo sumaba los 218 millones de pesos que heredó como  deuda, a pesar de las denuncias, después de “las investigaciones de rigor” del Orfis nada se encontró de irregular, no hay culpables, lo único real es que la deuda se está pagando.