Corre, y fuerte, el rumor sobre que Luis Videgaray será candidato a diputado por la vía de la representación proporcional y que su sustituto en Hacienda será el actual Subsecretario Fernando Aportela, veracruzano de origen. De resultar cierta esta versión se comprobará quién es el delfín de Peña Nieto para la sucesión presidencial de 2018. Como sea, si se hiciera este movimiento de piezas en el tablero político del gobierno federal, Luis Videgaray se libraría de la enorme presión que representa sobre el presupuesto y el desarrollo económico del país el desplome de los precios del barril de crudo y por otra parte le corresponderá operar en un Congreso en donde se requerirá mucha destreza para desbrozarle el camino al presidente. Por ahora queda  sólo en una especulación pero no está lejos de convertirse en realidad, aunque también habrá de esperar al resultado electoral del 7 de junio para conocer cómo se integrará la legislatura que viene para saber con cuantos votos en contará tendría que lidiar.