f2f2b8b0c58c3bed13-image_3_-f-440x293

MÉXICO, D.F. (apro).- El presidente Enrique Peña Nieto urgió al cuerpo diplomático a “disipar las dudas y las distorsiones” que existen en el mundo sobre la realidad que se vive en el país.

Sin aludir a las tragedias de Tlatlaya e Iguala y al escándalo de la Casa Blanca que marcaron su gestión el año pasado, el mandatario ordenó:

“En este 2015 ustedes tienen la encomienda –subrayó– de fomentar una imagen veraz y objetiva del país, que disipe dudas o distorsiones a nuestra realidad. México, como todas las naciones del mundo, enfrenta desafíos propios de sus circunstancia y condición, pero los mexicanos no claudicaremos”.

El encuentro con embajadores y cónsules reunidos se efectuó en Palacio Nacional, donde Peña Nieto sostuvo que los mexicanos trabajan con fuerza para superar sus problemas.

Además, aseguró que su gobierno se enfocará este año en fortalecer el respeto a los derechos humanos, así como ampliar los mecanismos en materia de transparencia y combate a la corrupción.

El mandatario mexiquense también ofreció que su administración será respetuosa de las elecciones de junio en 17 estados y en las que se renovará la Cámara de Diputados federal.

Luego insistió en que 2014 fue un año de contrastes, pues la delincuencia golpeó a varias entidades del país, no obstante, argumentó, será un año recordado por la aportación a la vida nacional por las reformas que se concretaron.

La misión de embajadores y cónsules, instruyó, será llevar el mensaje de que México no se retrae ante la adversidad.

“Ustedes son constructores de puentes, de diálogo, de acercamiento, de entendimiento entre México y el mundo. En este 2015, ustedes tienen la encomienda de fomentar una imagen veraz y objetiva del país que disipe dudas o distorsiones a nuestra realidad”, pidió.

Asimismo, Peña Nieto destacó que las cinco prioridades de su gobierno para el año que comienza serán fortalecer el respeto a la ley y los derechos humanos, continuar con las reformas para que los ciudadanos noten beneficios en un corto plazo, ampliar la transparencia y mejorar los instrumentos de combate a la corrupción, acelerar la construcción de infraestructura y vivienda y reforzar las acciones contra la pobreza.

Tomado de: http://www.proceso.com.mx/?p=392607