Ya están registrados como precandidatos, por el PAN Chimal y Carlos Luna Escudero, por el PRI, Elizabeth Morales, por el PT, Magno Garcimarrero, por el Panal José Valencia, el PRD aún no define sus precandidaturas y los pequeños andan en busca de quien los atienda para ser postulados y mucho se teme que las pírricas prerrogativas que les corresponden les alcance para “motivar” a quienes se animen a ser sus abanderados. Esta es la primera fase, en la que se calientan motores, se acomodan las piezas y se definen las estrategias a seguir; en la siguiente etapa inicia la guerra de todos contra todos, aunque unos serán adversarios de a mentiritas sólo para distraer el voto a favor de la oposición al PRI.