Hace 25 años en México corría la seria advertencia de que debíamos evitar “colombizarnos”, en referencia al grave conflicto que sufría Colombia, inmersa en el conflicto del tráfico de drogas. Es la misma consigna que ahora hace el Papa Francisco a Argentina, su país natal, pero esta vez habla de “mexicanización” ése cáncer que carcome la estructura social de nuestro país, “ojalá estemos a tiempo de evitar la mexicanización. Estuve hablando con algunos obispos mexicanos y la cosa es de terror”, dice el Papa en una carta que ya circula en la prensa argentina. Así nos ven en la radiografía exterior, una tomografía global dejaría al desnudo el drama de México.