Inicio Columnistas Vargas contra Aristegui

Vargas contra Aristegui

0
Por Silvia Núñez Hernández
13 de marzo del 2015 

Al parecer el espacio radiofónico, MVS Noticias no sabía cómo remover a Carmen Aristegui de la emisión Primero Noticias. Indudablemente con la decisión personal de la titular de dicho noticiero de anunciar en su programa sobre la adhesión de MVS al proyecto MéxicoLeaks, provocó que el consejo editorial de dicha empresa acusara a la conductora de “abuso de confianza” por utilizar la marca para decisiones y fines personales.

Analizando el problema de raíz. MVS tiene mucha razón en reclamarle a la locutora que tomara con ligereza la decisión. La incomodidad de Joaquín Vargas Gómez es justificable. Lo que no es razonable es el exceso que ejecutó en contra de la periodista, cuando el tema pudo haber sido tratado en reuniones internas y no haberlo ventilado mediáticamente como lo ejecutó tanto en su medio como en diversos periódicos y portales nacionales.

La decisión indudablemente tiene un trasfondo político. No dudamos que Vargas Gómez viera la oportunidad de este pequeño error de la comunicadora para sacudírsela, luego de la presión que el gobierno de Enrique Peña Nieto se encontraba ejecutando en contra de la radiodifusora. Bajezas y vilezas de este sistema político que no sabe más que mantenerse a través de sus corruptas estrategias políticas.

Carmen Aristegui se ha convertido en una periodista incómoda para el gobierno de Enrique Peña Nieto. Los últimos temas que esta había hechos públicos –los cuales cimbraron a todo el país– lo mantenían iracundo. La orden de bajarla del noticiero no dudamos en lo absoluto haya sido perpetrada desde hace muchos meses atrás. Puedo apostar que desde el reportaje especial “La Casa Blanca de Enrique Peña Nieto” y la denuncia y desarticulación de la red de prostitución de Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre, el propietario de la empresa MVS haya recibido presión por parte del gobierno para que corriera a la periodista y a su equipo de colegas que integraban su Unidad de Investigación.

La orden presidencial no era sencilla de ejecutar. Seguramente Joaquín Vargas recordó el cese de la periodista cuando por órdenes de Felipe Calderón le exigió la cabeza de Carmen Aristegui por haberlo evidenciado como “borracho”. La presión social no se hizo esperar al grado de que tuvo “meter la cola” y regresar a la periodista al noticiero que en verdad quien le da el plus es la presencia de la titular.

Se tiró el “trompo” y aprovechó el error de la comunicadora y su equipo de trabajo que ya le resultaban incómodos a su jefe, Peña Nieto. Era cuestión de tiempo, esperar que tanto Carmen y su coordinador de la Unidad Especial de Investigación, se subieran a su nube muy alta. Desafortunadamente tampoco Aristegui ni Lizárraga lograron ser cautelosos y pese a que estaban conscientes de que Vargas Gómez no estaba muy feliz con ellos, se pusieron como cotidianamente se dice: “dé a pechito”.

El día de hoy será la única transmisión de Carmen Aristegui en Primero Noticias. Será un programa interesante, pues no dudamos que la periodista dé a conocer su posición con relación a esta amañada decisión. Peligroso será para Joaquín Vargas Gómez la salida del “plus” de su noticiero. No dudamos que el propio Enrique Peña Nieto haya prometido al empresario “prebendas” a cambio de la cabeza de la locutora. Caray, así se maneja este enano y estrecho mental.

No dudamos en lo absoluto que Aristegui encuentre un lugar en donde poder continuar trabajando. Aquí la pregunta en cuestión es: ¿Los convenios publicitarios se le mantendrán a este sujeto? Lo veremos con el tiempo, pero no dudamos que muchos clientes en cuanto puedan, terminarán sus convenios con Vargas Gómez en su empresa MVS para buscar la marca Aristegui, quien es la que mantiene el rating de cualquier espacio noticioso. No dudamos que más tardó el empresario de la radiodifusora en “correr” a la periodista, a que se interese la competencia radiofónica de abrirle un espacio para continuar transmitiendo sus investigaciones periodísticas que su Unidad de Investigación a cargo de Daniel Lizárraga realizan.

Tal vez a Joaquín Vargas no le interese con el “jugoso” beneficio que logró obtener por parte del gobierno de Enrique Peña Nieto. Pero lo que no podrá jamás revertir, es el daño que hará a su emisora, cuando carecerán todos sus futuros proyectos de credibilidad por parte de la ciudadanía. Un precio que en este momento el empresario no está considerando. El embate que le propina a los mexicanos al correr a quien consideran un símbolo intrínseco y que consideran propiedad de los ciudadanos. Es indudablemente un golpe certero a quienes seguían sin diariamente la emisión.

El rating ya lo perdió. Millones de mexicanos no dudarán en esperar pacientemente a que alguna radiodifusora le abra a la periodista un espacio para continuar escuchándola. ¿Quién pierde más? El tiempo discernirá la pregunta.

 

La dimensión desconocida de JDO

 

Caray, la declaración de Javier Duarte que los periodistas le increparon en el desayuno del legendario –por los años que tiene– Carlos Brito Gómez, delegado del CEN del Partido Revolucionario Institucional (PRI). Escucharlo en verdad nos da sensación que vive en una dimensión desconocida.

Habla de estabilidad en el rubro de la seguridad que hasta dan ganas de darle un machucón por la indignación que produce. Cómo dijeran los memes de la Rana René “Pero cuando veo la “bola” de guarros que lo “protegen”, se me pasa”. Demagogia pura. Vergüenza le debería de dar decir tantas mentiras, que éstas alturas ni el mismo se cree.         

Otras de las preguntas llevaban jiribilla cuando le preguntaron si habrá ceses. Dijo que no. Lo curioso es que radio bemba está a todo lo que da advirtiendo que Mauricio Audirac literalmente está fuera de la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan). Cuentan las “buenas lenguas” que este se enojó mucho al enterarse de que Arturo Bermúdez Zurita, secretario de Seguridad Pública (SSP) sería el que administraría el muy posible reemplacamiento vehicular que el ejecutivo estatal intenta ordenar para sacar de la quiebra al estado.

El permitir que Bermúdez administre el dinero sin que lo desvíe, tendría la misma suerte que encargarle un bistec a un perro hambriento placero. Ahora si la versión de que intenta robar a los veracruzanos con una nueva charada, pues habría que preguntarle a un buen abogado que si la ciudadanía pueden ampararse por esta bajeza que le anda rondando por la cabeza al mandatario en su desesperación por obtener capital.

Mi cuestionamiento es. ¿Si hay o no hay dinero? Un colega periodista me dijo, no hay para lo indispensable, pero si hay para sus parrandas, sus excesos y las tortas de Córdoba, esas que son preferidas del gobernante en turno. Dicen que no hay dinero, pero como es que si hubo para pagarle el viajecito que realizó la flamante defraudadora de SAS, Yolanda Gutiérrez Carlín –hoy titular de Protección Civil estatal– a Japón y quien le dio medio rosarse con nipones, que fue acompañada de 10 periodistas “boletineros”.

Javier Duarte de Ochoa debería de cambiar su discurso ya hueco. Dar información errónea, en verdad ya tilda en lo absurdo. Su perorata es considerada como una burla para los lectores inteligentes que siguen la información en los diversos medios de comunicación. “Penita ajena”, caray.

 

Contacto:

 

[email protected]

[email protected]

 

Twitter:

@AGNVeracruz

 

Facebook

Agn Veracruz Portal

 

Fanpage

AGNVeracruz

 

www.agnveracruz.com.mx

Periodismo puntual y con sentido

NO HAY COMENTARIOS

Deja un comentario