Después de cinco años en que no ha sido posible encontrar el fondo al problema financiero que padece el gobierno del estado, tras cuatro Secretarios que no pudieron encontrar la punta de la madeja, a ver si el quinto logra resolverlo. En esa tarea está involucrado el contralor del estado quien debe implementar la concentración de las nóminas, una medida que inexplicablemente hasta ahora no se ha llevado a cabo. El Secretario de Gobierno dio a conocer un Código de Conducta, que por cierto está recomendado en el Plan Veracruzano de Desarrollo 2011-2016 pero que hasta el quinto año de gobierno se pretende poner en práctica para que los funcionarios se apeguen a los principios de legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficiencia, Aunque parezca extemporáneo, si va en serio nunca será demasiado tarde, a ver si es verdad porque no debe ser de aquí para adelante sino hacer un barrido desde 2011 hasta el final.