Omar

Ciudad de México, 8 de marzo (SinEmbargo).– La noche del 25 de enero pasado, el Fiscal General de Veracruz Luis Ángel Bravo Contreras confirmó el hallazgo del cuerpo sin vida del periodista y activista veracruzano Moisés Sánchez Cerezo, quien había sido secuestrado desde el 2 de enero. El funcionario señaló como presunto responsable a Omar Cruz Reyes, Edil panista de Medellín de Bravo, quien tras pedir licencia al cargo “se ha metido en un hoyo” y “no se sabe dónde está”.

Jorge Sánchez Ordóñez, hijo del periodista, dijo a SinEmbargo que desde los primeros días de febrero el Edil ya no asistía a la Presidencia Municipal, que su abogado le recomendó que se escondiera y que “no se sabe dónde está”, desde que la Fiscalía lo señaló como presunto responsable del homicidio de Moy Sánchez.

El Fiscal General de Veracruz afirmó que el Alcalde –ahora con licencia– Cruz Reyes era el probable autor intelectual del homicidio, con base a los testimonios de las personas que participaron en el plagio y el posterior asesinato de Sánchez Cerezo.

De acuerdo con el medio Plumas Libres, la Alcaldesa interina Betsabé Solís Neri, quien fue designada luego de que el Cabildo de Medellín le otorgó a Omar Cruz una licencia por 59 días el pasado 11 de febrero, aseguró que no tienen ningún contacto con el Edil con licencia.

“En este momento yo no tengo contacto con él; supongo que él está ocupado con lo que ustedes ya saben, pero contacto con él pues no tenemos”, declaró.

A 42 días del hallazgo del cuerpo, hoy el Edil continúa en libertad y será hasta el próximo miércoles cuando el Congreso veracruzano decida si le quita o no el fuero para que la Fiscalía pueda proceder en su contra.

Los legisladores locales decidirán en una audiencia de desahogo de pruebas si le quitan el fuero al Edil. Sin embargo, no es necesario que Omar Cruz se presente ante el Congreso, por lo que puede ser sólo su abogado el que asista.

Hasta ahora, miembros de la Comisión a cargo del caso han adelantado que las autoridades judiciales no cuentan con una “acusación contundente” contra el funcionario panista.

Por ello, Jorge Sánchez exigió a las diputados locales a que ejerzan su decisión con responsabilidad y “que no traten de encubrirlo [a Omar Cruz]“.

En entrevista, dijo que el Edil panista “ya ni si quiera está atendiendo a los ciudadanos”, que ha dejado desde hace varias semanas de hacerse cargo de la Presidencia Municipal.

El pasado 2 de enero, día en que Sánchez Cerezo fue sacado por un comando de su domicilio. Su familia acusó que el periodista había recibido una amenaza tres días antes de su desaparición, en la que supuestamente Omar Bravo “pretendía callarlo dándole una lección”.

Y es que Moisés Sánchez, editor del diario La Unión de Medellín, se convirtió en una voz crítica contra las autoridades de ese municipio, no sólo a través de su medio de comunicación en el que denunciaba la inseguridad y las carencias con las que vivía la comunidad, sino además por exigir públicamente al Edil la entrada de las fuerzas federales ante el incremento de la violencia.

Luego del secuestro, la familia de Moisés comenzó a circular un video donde se apreciaba el momento en que el periodista encaró a Cruz Reyes y le reclamó: “Te acuerdas, te acuerdas, he recibido agresiones de tu parte”.

INFORMACIÓN EN:

http://www.sinembargo.mx/08-03-2015/1273354