Ya extrañaba que no apareciera la noticia que cada mes nos catapulta en el ámbito nacional, en esta ocasión se trata de la declaración del presidente de Odecabe sobre un adeudo que el gobierno veracruzano tiene pendiente con esa Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe por casi 600 mil dólares, además de los que tiene con las empresas MOVI y Genera producciones. Lo peor es que en medio de esos asuntos están ex empleados del Comité Organizador de Veracruz a quienes se les adeuda varias quincenas. Según Héctor Cardona, titular de Odecabe, el adeudo es por concepto de “servicio médico”, “boletos aéreos”, “equipo técnico” y “hospedajes”. Lo que debe molestar a las autoridades federales es que Odecabe ya amenazó con “suspender” a nuestro país de las competiciones deportivas que organiza. Frente a noticias como esta de nada sirve declarar que hay finanzas “sanas” en Veracruz.