En su cuarto informe de labores, Luis Fernando Perera Escamilla, reconoció que hay en la entidad veracruzana una “ola de violencia generalizada” y pone énfasis en lo que ocurre en las escuelas por lo mismo es que se participa en la Cruzada Nacional contra la violencia en las escuelas. De igual manera tocó el punto de la falta de confianza en las instituciones y de la exigencia social en temas de Derechos Humanos. En el informe señala que hubo 493 quejas contra autoridades estatales, 117 contra autoridades municipales y 140 contra autoridades federales.