“Las elecciones son la vía para que los ciudadanos y no otros poderes no electos los que decidan quienes han de gobernarlos”, dijeron los consejeros del INE a los padres de los 43 normalistas desaparecidos que presionan para que no haya elecciones en Guerrero. Hicieron referencia al grave problema de inseguridad que padece esa entidad y reconocieron que los comicios por sí mismos “no acaban con los problemas del país, como la pobreza, la exclusión social, la desigualdad y la falta de oportunidades”. Los consejeros insistieron en la obligación constitucional de llevar a cabo las elecciones para renovar autoridades, tal como lo mandata el Estado de Derecho.