En una interesante entrevista que hace a alcalorpolitico.com el delegado de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) Veracruz, Félix Grajales, aseguró que ese importante sector está en verdaderos problemas, semiparalizado porque no hay obra, ni pública ni privada: “Estamos subsistiendo del dinero propio, sin obras y obviamente sin empleo, no hay obra pública ni obra privada, en la segunda mitad del 2014 hubo un pequeño repunte, pero finalmente no nos alcanzó para mucho”. Con ilusión esperan que empiece a fluir dinero para la ampliación del puerto de Veracruz, una inversión multimillonaria que dinamizará esta industria ahora tan decaída.