La inédita situación de las finanzas públicas veracruzanas se refleja en todos los ámbitos de la vida política, económica, social y cultural de la entidad, repercute de tal manera que se aprecia acentuadamente en el nulo apoyo a las fiestas que nuestra cultura ha hecho famosas y que nos identifican como un pueblo de ancestrales tradiciones, de las cuales estamos plenamente orgullosos. Pero la sequía de recursos obliga a la Secretaría de Turismo de Veracruz a denegar el apoyo al 9° Encuentro de Son Jarocho, Son Huasteco, Fandango y Trovada Córdoba 2015, organizado por la Asociación Civil Son de Huilango, lo atribuye al “plan estatal de contención administrativa” implementada por el gobierno del estado. Según expone en revelador artículo periodístico Sabino Cruz la solicitud de apoyo se gestionó en octubre pasado y cinco meses después se les comunica que no hay dinero para apoyar ese evento. Afortunadamente, los organizadores contarán con el apoyo del Instituto Queretano de la Cultura, del Guerrerense de la Cultura y del Ayuntamiento de Santiago Tuxtla. Simplemente inédito y preocupante.