A estas alturas de nuestra evolución política como país ya debiéramos estar plenamente convencidos de que César Garizurrieta, político tuxpeño del México de antaño, acertó con su frase: “vivir fuera del presupuesto, es vivir en el error” pues no por cínica encuentra fiel reflejo en nuestra realidad. Por caso, los ex secretarios de salud, Manuel Lila de Arce y Fernando Antiga después de desempeñarse como Secretarios de Salud, como si no hubiera opciones, aceptaron sacrificarse para dirigir los hospitales de Coatepec y Boca del Río, respectivamente; aunque la interrogante ciudadana lógica sería ¿qué aportan a esos hospitales, han mejorado el servicio, o solamente están allí para cobrar la quincena? Para comprobarlo habría que visitar los nosocomios que dirigen y, si por suerte se les encuentra, que expliquen la penuria de los servicios médicos que proporcionan.