A pocos asombra las respuestas de la diputada priísta Carmen Salinas que se defiende con un “no la hagan de a pedo” o “metanse su firmas por el trasero” respondiendo así a la campaña ciudadana de firmas iniciada para quitarle el cargo.

Tampoco causó rubor la actriz y cantante Susana Zabaleta, quién resultó muy enterada de lo que sucede en jarochilandia y a mitad de su show lanza un recordatorio familiar y pinta caracoles por las agresiones a periodistas en Veracruz. Al final de cuentas farándula y política van de la mano desde tiempos inmemoriales.