El presidente de la CANACO de Coatzacoalcos, Esteban Enríquez España, considera que es necesario que fuerzas federales tomen bajo su cargo el tema de la seguridad en esa ciudad debido a los elevados índices delincuenciales que se ocasionan en la región porque las fuerzas del orden local han sido superadas. Enríquez Esteban señala que cuando operaba la policía intermunicipal en esa región había 900 elementos y ahora apenas son 200. Esa cifra contrasta con lo que ofreció el gobernador del estado cuando prometió blindar la ciudad con la instalación del Mando Único y la implementación de estrategias contra el crimen.