El Cardenal Norberto Rivera Carrera se vio inmiscuido involuntariamente en una supuesta carta firmada por 13 cardenales que cuestionan las posturas promovidas por el Papa Francisco, durante el Sínodo de la familia que aborda los siempre polémicos temas de los divorciados vueltos a casar o la postura de la iglesia ante los homosexuales.

Al parecer un grupo de cardenales estaría oponiendo resistencia para que el sínodo concluyera con una mayor apertura de la iglesia ante estos temas y por ello acusarían la manipulación de una comisión redactora de los documentos finales del encuentro.

Lo relevante de este asunto es que El Vaticano ha confirmado la existencia de la carta, más no de los firmantes, así como Rivera Carrera se deslindó rápidamente del documento, otros involucrados hicieron lo propio, respaldando sin reserva las posturas papales.