Según la lectura de Flavino Ríos Alvarado, Secretario General de Gobierno del estado de Veracruz, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha avalado el trabajo del gobierno de Javier Duarte para proteger la labor de periodistas y para garantizar los derechos humanos.

Sin embargo, la interpretación que hace Ríos Alvarado, esta muy distante de lo que realmente establece el documento de conclusiones de la CIDH, que después de varias entrevistas con actores locales, servidores públicos y con víctimas o familiares de quienes han sido agredidos en territorio veracruzano y otras entidades concluye entre otras cosas que México vive una “grave crisis” humanitaria y un alto nivel de impunidad respecto a las violaciones de los derechos fundamentales.

En referencia a Veracruz establece el relator del CIDH que algunos los asesinatos de periodistas no inician con las líneas de investigación sobre su labor y en otros, simplemente se deja de investigar, pese a la demanda de las familias, como ocurre con el caso de Moisés Sánchez.