Como nunca en la historia de nuestra entidad se ha abierto el escenario de la alternancia política en el gobierno estatal, sólo que en esto ya no hay control y un nuevo protagonista invade la escena estatal: MORENA, un invitado que no habían considerado los contendientes y que ya dio pruebas de su aceptación en dos distritos y varias ciudades que concentran un amplio número de votantes.

Real o ficticia la confrontación mediática entre los dirigentes reales del priísmo veracruzano, esta abriendo las posibilidades para que los electores volteen hacia las opciones de voto anti PRI, representadas por un lado por el PAN y por el otro MORENA.

Por ello no se puede descartar anticipadamente ningún escenario electoral, incluso uno similar al que se presentó en la elección de Xalapa hace unos meses, donde la división en el PRI local provoco que la disputa real se diera entre MORENA y el PAN.