La más reciente opinión para que el MORENA flexibilice su postura y logre concretar su programa de gobierno en la Ciudad de México, ha sido la del asambleísta Néstor Núñez López, quién pondera la necesidad de dar paso a una política de acercamiento con otras fuerzas representadas en la asamblea de representantes del Distrito Federal. Núñez López además de ser diputado en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), es hijo del actual gobernador de Tabasco, Arturo Núñez.

En el caso del próximo proceso electoral en Veracruz, bien le caería a MORENA tomar medidas en el mismo sentido de apertura y acercamiento con otros sectores sociales y actores políticos. Los representantes locales del amloismo, no pueden obviar que el partido fundado por López Obrador ya es la principal fuerza política de izquierda y necesita mostrar su viabilidad como alternativa electoral, máxime que el PRD puede prolongar su crisis y diluirse en su alianza con el PAN.