Mole de gente
Por Virginia Durán Campollo
13 de octubre de 2015

Vergüenza e indignación causaron los diputados que, en el congreso de LXIII Legislatura de Veracruz, aprobaron por mayoría ajustar del 2 al 3% el impuesto a la nómina. Deshonran porque demuestran, una vez más, que sirven al ejecutivo en turno y no responden a las verdaderas necesidades del pueblo. Molestan no sólo a los empresarios estatales, fuente importante de ingresos y generación de empleos, sino a todos en general porque repercutirá en su economía. Nos han comentado empresarios, que no les quedará más que cerrar o despedir en masa a sus empleados. Están agobiados por tantos y elevados impuestos, que también piensan seriamente emigrar a otros estados o al extranjero, como cientos ya lo han hecho. No se concibe que con una deuda de 100 mil millones de pesos, el abatimiento social, la desesperación, el caos y la falta de credibilidad en las autoridades éstas se empeñen en lastimar aún más a los sectores desfavorecidos. No vale ninguna sesuda explicación al respecto. La realidad se refleja en los bolsillos de cada hogar, que en éste sexenio ha aumentado la pobreza extrema. En su desesperación por atraer dinero, crean impuestos recaudatorios como la Ley de Tránsito y ésta que se la sacaron de la manga. Javier Duarte “no entiende que no entiende”. Termina su mandato en días- en el momento que aparezca el candidato él será invisible porque ni voto, ni veto tendrá- con un repudio generalizado, nunca visto en un gobernador del estado. Su desesperación es inocultable.*** Toca a los veracruzanos, abstenerse de dar su voto a hombres y mujeres, como los diputados que votaron a favor del aumento, que no tengan verdaderamente el perfil para ese ejercicio propiamente ciudadano. No hay ética, moral, profesionalismo, trayectoria política. Actúan como robots- levanta dedos- y son “maiziados” hasta con millones de pesos, según sea la necesidad del gobierno para sumar. Descastados que resultan, algunos, verdaderos delincuentes como Renato Tronco y otros. Ni decirles que caerá en su conciencia, pues carecen de ella. Son los ciudadanos que deben estar alerta e impedir que cualquier estulto llegue ahí. *** No fue sorpresa la actitud del diputado Ricardo Ahued, hombre congruente. Siempre ha actuado así, no voto al igual que la camada del PAN, y por ello tiene la estima y admiración de los diferentes sectores sociales de la capital. Necesitamos muchos Ahued, para que con firmeza velen por las necesidades de los veracruzanos que han visto, con tristeza y desesperación, como Veracruz se ha ido a pique. Un estado fallido, donde la incongruencia e ineptitud flotan. *** El PRI estatal al abismo. En el supuesto, de que Alberto Silva llegue a la dirigencia del partido ¿cuáles serán los beneficios? El Cisne blanco está manchado. Tiene el estigma de corrupción y no está en el ánimo de nadie- en Tuxpan lo rechazan por la gran deuda que dejó – tanto que no pudo ser el delfín de Javier para gober. Lo regresan, imaginamos, a acabar de enterrar al PRI. Sobre todo porque aseguran que hará mancuerna con la “ideóloga” Madame Gina Domínguez de la fundación “Don Aldo” Colosio- en la máxima de la Morales- y serían dos pillos, en busca del Arca Perdida. Las encuestas de gobernación, mantienen a Miguel Ángel Yunes Linares como el panista, también lo reconoce así el dirigente estatal Pepe Mancha, puntero para la gubernatura. *** Estamos de acuerdo en la búsqueda de la verdad y en desenmascarar a los corruptos, por parte de las autoridades de justicia veracruzana y algunos medios locales, que le ponen enjundia al asunto. Pero desconcierta que se deje afuera la inmensa fortuna de Fidel Herrera Beltrán y sus llamados “chamacos de la fidelidad”, en el congreso federal relegados por su bajo perfil académico, que todos conocen. Hace tiempo se ha denunciado, cuando estaban en funciones incluso, del enriquecimiento inexplicable y conflicto de intereses de todos ellos y nada. Justicia para todos, es el clamor. *** “Darle respuestas a las demandas de la gente, es sólo la misión que los gobiernos tienen. Es obligación de todos los niveles de autoridad orientar de manera eficiente y con mucha transparencia los recursos que son de la población, con infraestructura que puedan llevar hacia el progreso y canalizar las demandas productivas de las regiones”, afirma el senador José Yunes Zorrilla.*** No se acaba de entender, que los únicos candidatos fuertes priistas a la gubernatura son José Yunes Zorrilla y Héctor Yunes Landa, quienes pudieran dar la gran batalla porque si alguna vez la tuvo difícil el PRI es hoy.*** Y para las agruras del mole…usted sabrá qué tomar. Hasta la próxima.