UVBoca del Río- 2015-11-2616:59:16- Israel Hernández/ La Universidad Veracruzana tendrá un recorte presupuestal cercano a los 500 millones de pesos para el 2016, lo que representa un 10 por ciento del total, confirmó Clementina Guerrero García, secretaria de Administración y Finanzas de la institución.

Aunado a los adeudos que existen de la actual administración estatal con la máxima casa de estudios, la encargada de manejar el dinero en la UV comentó que el subsidio del Gobierno del Estado estará reducido por 240 millones de pesos, en tanto que el Gobierno Federal recortará unos 200 millones de pesos para el año entrante.

“El lunes se aprueba el presupuesto para el 2016 que está contemplado en unos 5 mil 800 millones de pesos, desafortunadamente los subsidios de gobierno están reducidos con las justificaciones que ya sabemos, que por la baja del precio del petróleo, etcétera”, dijo.

Apenas este miércoles, el secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, declaró que los recortes a las universidades públicas son inevitables con la justificación que el país atraviesa dificultades económicas.

Guerrero García expuso que la UV está imposibilitada a otorgar incrementos salariales, pues ni siquiera han podido cumplir con los pagos de sueldos y prestaciones que ya están en el contrato colectivo.

“Ahorita tenemos un retraso de unos 89 millones de pesos que están destinados para ayudas médicas, cuotas y otros pagos para administrativos, académicos, sindicalizados y personal de confianza.

“Sin embargo los aguinaldos están garantizados, al menos ese fue el compromiso del gobernador Javier Duarte en su informe (…) De esa prestación ya se cubrió una etapa, pero aún falta la segunda parte, para lo que requerimos unos 350 millones de pesos”, expresó.

Respecto al adeudo del gobierno estatal, la funcionaria universitaria detalló que en breve establecerán un calendario de pago con la Secretaría de Finanzas y Planeación del Estado, ya que existe el riesgo de perder subsidios extraordinarios.

“Esta semana esperamos que esté definido el calendario. Lo que nos preocupan son los subsidios federales extraordinarios que tienen un principio de anualidad, es decir, si no los gastamos este año, tendremos que devolverlos (…) En total, junto con los subsidios ordinarios, están pendientes cerca de 451 millones de pesos”, precisó.

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO