Después de leer los lineamientos que el Organismo Público Local Electoral (OPLE) acordó para la participación de ciudadanos como candidatos independientes, queda la impresión que sólo faltó que también les exigieran el acta de defunción, pues tal parece que se intenta desalentar a quienes deseen participar por esta vía. Entre los requisitos más drásticos figura el de recabar el 3% del total del padrón, distrital o estatal, según el caso, para lo cual contarán con el plazo de un mes al aspirante a diputado y dos para quien quiera ser gobernador. En vez de estimular la participación abierta, con estas medidas se desalienta el más pintado.