Mohammed
Sociedad 3.0

Con un palmo de narices se queda, por lo pronto, el diputado federal Fidel Kuri Grajales, quien deberá esperar mejores tiempos para cobrar el millón de dólares que le exige a su antecesor en el club, Mohamed Samir Morales Álvarez, puesto que éste será o ya fue liberado de la cárcel gracias a un amparo indirecto que le fue concedido por un Juzgado de Distrito.

El amparo está radicado mediante el número 2047/2015, del juzgado 15 del séptimo circuito, en el estado de Veracruz y fue publicado en las listas de este martes.

Como se informó oportunamente, el controvertido empresario Mohamed Samir Morales Álvarez fue detenido por la policía ministerial el pasado jueves, acusado de fraude por el actual propietario del equipo, el diputado Fidel Kuri Grajales, quien lo señala de haberle dejado una deuda de un millón de dólares que él tuvo que pagar.

Kuri fincó una denuncia en el Ministerio Público de Boca del Río y el adeudo se tiene con el club de futbol Santa Fe. El hoy diputado asegura que tuvo que cubrir ese pago para que los Tiburones Rojos pudieran seguir jugando en torneos regulares.

Igualmente, aseguró que si Morales Álvarez pagaba, él se desistiría.

Por el momento eso no será necesario porque Mohammed será (o ya fue) liberado, merced a que le concedieron de plano la suspensión provisional por, supuestamente, haberse cometido actos privativos de libertad, específicamente privación de libertad e incomunicación, y aquellos prohibidos por el artículo 22 constitucional, así como los artículos violados 14,16,19,20 y 21.

Con argumentaciones simples de estudiantes de la Facultad de Derecho, Mohammed se libra, por lo pronto, del pago de un millón de dólares.

Morales Álvarez tiene algunos pendientes más. Mediante su Constructora Corporativo Galis S.A de C.V, fue beneficiado con varias obras por su protector Fidel Herrera Beltrán, pero cobró el dinero y no las realizó. Una de las denuncias en su contra es la AP/PGR/XAL/II/232/201 ratificada el 6 de septiembre del 2013, donde se señala que el empresario reportó como terminada una obra de 12 millones 800 mil pesos, de los cuales recibió un anticipo de 11 millones, pero al supervisar dicha carretera estaba en obra negra y sin avance.