Prácticamente el órgano electoral que tiene a su cargo la elección de diputados y gobernador inicia sus actividades con dos solicitudes de precandidatos que buscarán contender sin el registro de partido político alguno; por la llamada vía independiente acudieron a solicitar su registro Elias Miguel Moreno Brizuela ex militante del PRD y Juan Bueno Torio que también acaba de renunciar al PAN.

Difícilmente se les podrá negar trayectoria y conocimiento a estos dos políticos, Moreno Brizuela ha sido senador, diputado federal y funcionario del gobierno del Distrito Federal; Bueno Torio por su lado,  también acumula experiencia  como director de PEMEX en el gobierno panista de Vicente Fox y como diputado federal y senador de la república.

Y aunque estas candidaturas tendrán dificultades para formar una estructura que permita competirle a los partidos tradicionales que por años cuentan con estructura y recursos suficientes para estos menesteres, también es un hecho que la incursión de Moreno Brizuela y de Bueno Torio estará mermando el potencial de sus partidos de origen, que por su lado intentan una coalición contra el PRI y podrían con su campaña conformar la diferencia entre el triunfo y la derrota, a ello obedece la ruda campaña mediática lanzada en contra de  los ahora independientes a quienes se les señala de tener el auspicio oficialista a sus candidaturas