Alarmantes son los datos vertidos por la representante del Grupo Multisectorial de VIH-SIDA del estado de Veracruz, Patricia Ponce, quien menciona que Veracruz destaca a nivel nacional por ocupar el segundo lugar con más defunciones por el VIH-SIDA, tercer lugar por casos acumulados del virus y segundo lugar nacional con niños que nacen con el padecimiento.

Grave resulta que la autoridad estatal haya dejado a la deriva la atención médica a enfermos de VIH-SIDA, incluso se desconoce el uso de fondos federales destinados a este sector y que se han radicado en la tesorería del estado, por lo que gran parte de las actividades de prevención e información las realizan organizaciones de la sociedad civil por cuenta propia.

De acuerdo con las cifras presentadas por Patricia Ponce, entre las mujeres amas de casa y los jóvenes universitarios se encuentran el sector más vulnerable del VIH, ubicando a la población más afectada en el rango de edad en personas entre los 20 y 40 años, aunque existe un crecimiento importante en jóvenes de entre 15 y 20 años y que adquieren el virus en su primera relación sexual.