Sara Ladrón de Guevara, rectora de la UV.
Sara Ladrón de Guevara, rectora de la UV.


P
or supuesto que el gobierno del estado está en la obligación de pagarle a la Universidad Veracruzana lo que en derecho le corresponde, tal como lo establece la Ley de Egresos; no es asunto de voluntad del gobernador sino una obligación de este para que se cumpla el mandato de la ley; en este sentido todos estaríamos de acuerdo en la exigencia de la rectora para que se les remita el dinero que el Congreso presupuestó para este año para la casa de estudio. Pero no podemos coincidir con la rectora cuando afirma que no está a debate el elevado sueldo de los funcionarios de esa Universidad; por el contrario, debe ponerse en la agenda de la discusión el uso del recurso público que Veracruz destina a la Universidad; nada justifica sueldos de incalculable monto en una entidad en donde la mayor parte de la población sufre pobreza extrema.