Por Sabino Cruz V.
22 de abril de 2016

Con más de 6 millones de enfermos en el mundo, la enfermedad parasitaria que lleva el nombre de su descubridor Carlos Chagas, reporta una tasa anual de contagio de 35,800 personas, de las cuales 7 mil mueren “en silencio” por no recibir tratamiento oportuno que podría controlar o curar la enfermedad. Cifras que además impactan los programas de salud y las familias afectadas, así como las finanzas. De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), a nivel global representa un gasto por más de 7 mil millones de dólares y una pérdida de productividad que supera los 4,600 dólares anuales.
Calificada como “enfermedad desatendida” por la Coalición Global de la Enfermedad de Chagas (www.coalicionchagas.org) menos de uno de cada cien reciben tratamiento para este mal, y sus familias se enfrentan a una burocracia médica, institucional y social que imposibilita una respuesta adecuada a sus problemas. La OMS denuncia que es una de las 17 enfermedades “olvidadas y desatendidas del planeta”, constituye una de las muertes que mata a más personas en el Continente Americano. Tanto la Organización Mundial de la Salud como la Organización Panamericana de la Salud (OPS), conminan a los países a que consideren esta infección como un problema de salud pública. Estiman que 120 millones de individuos están en riesgo de adquirir la infección.
La enfermedad de Chagas es causada por el protozoario hemoflagelado Trypanosoma cruzi, que se transmite a los humanos por contacto con las heces del insectos vector triatóminos hematófagos, también conocidos como, “vinchuca” o “chinche besucona” “barbeiro”, “de Compostela”, “asesina”, “picuda”, “turicata”, “talaje”, “pick”, “voladora”, “trompuda”, “papalota”, “chipo” y “pito”. Las formas de contagio son por transfusión sanguínea o sus componentes, trasplantes de órganos y otros tejidos, verticalmente de la madre al hijo, y exposición de profesionales que trabajan con animales domésticos y silvestres, también por transmisión oral a través de la comida contaminada.
La OPS estima que en México hay más de un millón de personas infectadas, y 29,500 millones en riego se contraer la infección. Los estados que mayor número de casos se localizan en Veracruz, Morelos, Oaxaca, Yucatán, Chiapas y Guerrero (http://www.epidemiologia.salud.gob.mx/). De seguir el incremento de casos, tanto en el Continente Americano como en Europa, Japón y Australia, pronto alcanzará la categoría de pandemia.
Grave problema que se agrega a los de inseguridad, empleo, inversiones, educación, alimento, vivienda que deberá atender/resolver de manera urgente en dos años, quien resulte electo gobernador de Veracruz. A las acciones “originales”, que proponga, deberá seguir la “Hoja de Ruta”, propuesta por la Coalición Global de la Enfermedad de Chagas: incrementar recursos destinados a los programas de Chagas; asegurar la disponibilidad de insumos y medicamentos en las estructuras de salud del sistema; invertir en capacitar al personal de salud en la detección, diagnóstico y tratamiento del Chagas; Incluir a adultos crónicos en los programas de atención integral; desarrollar acciones de información, educación y comunicación dirigidas a incentivar la demanda; implementación del cribado universal de mujeres en riesgo en edad fértil para evitar la transmisión de madres a hijos.
Pero primero habría que saber qué conocimiento tienen sobre la enfermedad de Chagas; para luego preguntarle qué acciones inmediatas tomarán para atender esta epidemia que organismos internacionales, en materia de salud, proponen que se trate como un problema de salud pública global; pero principalmente que nos digan, con datos fidedignos, en qué ciudades del estado que concentran el mayor número de población se han presentado y atendido estos casos, y cuántas personas han muerto en los últimos años.

COMENTARIO BREVE
Al más puro estilo de la “Caja China” en la que los Medios lanza una campaña para distraer y/o atraer el foco de atención, denostar a una persona o influir en una elección de un candidato para un puesto público, Televisa y su filial en Los Estados Unidos, Univisión, iniciaron una campaña contra el candidato de la coalición PAN-PRD, Miguel ángel Yunes Linares, ahora en torno a la compra de un departamento en New York con un valor de 58 millones de pesos. Este “escándalo” se suma al “Panamá Papers” en el que supuestamente también está involucrado Omar Yunes Márquez, y del cual, tampoco obtuvieron los resultados que esperaban.
Actos que dejan ver la pobreza de creatividad de los estrategas de la campaña política del candidato de la coalición PRI-PVEM-AVE-PNA-PC, Héctor Yunes Landa. Tan acostumbrados están al triunfo que son capaces de vender el alma al Diablo, de ser necesario, con tal de no perder los privilegios y riquezas que han amasado durante décadas.
En reunión con los integrantes de la organización civil “Otero Ciudadano”, el candidato del partido Movimiento Ciudadano (PMC) al gobierno de Veracruz, Armando Méndez de la Luz, reiteró algunos de los compromisos expuestos durante su campaña; destacando entre ellas la propuesta de que se hagan pruebas psicológicas a los candidatos, para que así tengamos la plena certeza, o una vaga idea por lo menos, de si serán capaces de enfrentar los retos que la administración pública les presente, pero sobre todo, conocer su nivel de ambición, humildad, soberbia, tolerancia y temple.
En materia de Arte y Cultura, habla de dar un nuevo impulso a los festivales, fiestas patronales y ferias regionales; destacando entre ellos “Cumbre Tajín”, que en esta administración ha dejado de ser un foco de atracción turística. También se propone dar un mayor impulso al Son Huasteco, pues considera que es un signo de identidad que ha trascendido fronteras y que en estos momentos se coloca a la altura de Ballenato Colombiano o el Son Cubano.
Referencias
http://www.infochagas.org
http://www.coalicionchagas.org/