La Fiscal Especializada en Personas Desaparecidas, Rosario Zamora, tuvo que ofrecer disculpas a los miembros de la Brigada Nacional de Búsqueda y a los familiares de desaparecidos por haber expresado sus dudas sobre que los restos localizados por la Brigada fueran humanos. “Una disculpa por la forma tan precipitada en la que se emitió el comunicado, pero fue con el sentido de información de lo que se halló en ese momento por parte de nosotros, obviamente ustedes tenían un trabajo ya realizado”. Por su parte, los brigadistas prosiguen su tarea y se entienden con la Secretaría de Gobernación, Policía Federal y la Procuraduría General de la República, ¿y con la Fiscalía del Estado? Allí no existe ya mucha empatía, que digamos.