Los veracruzanos también tenemos nuestro circo, no solo de pan vive el hombre. Si la república mexicana aporta al hombre más rico del mundo, los veracruzanos exportamos gente rica, cuyas inversiones generan empleos en otras latitudes, tal cual hace en Costa Rica, según versión difundida en un video que ya circula Vicente Benítez, convertido en un próspero inversionista que acaba de hacer campaña para diputado para representar a sus felices coterráneos tuxtlecos. El ya afamado video detalla la inversión multimillonaria de Benítez y su esposa, según la nota oriunda de Costa Rica. Qué bien por el nuevo rico, cuya súbita riqueza seguramente fue heredada porque, si bien ocupó cargos de elevada responsabilidad en la burocracia veracruzana, lo que en el video se describe como sus bienes rebasa los ingresos que honestamente hubiera obtenido. ¿Será la punta del iceberg?