SAS-Veracruz-Deuda-CFE-Aunque las autoridades no lo reconozcan, el cambio de estatus jurídico al convertir el Sistema de Agua y Saneamiento Metropolitano (SASM) en Grupo MAS ha impactado severamente al sector hotelero de la conurbación Veracruz- Medellín debido al precario suministro de agua potable. En plena temporada alta los hoteles carecen del líquido suficiente para resolver sus necesidades por lo que acuden al abastecimiento con Pipas, pero resulta insuficiente por la elevada demanda que incluye a la población conurbada. De esta manera, por un lado, se ha tenido que ocultar a los bañistas el riesgo a su salud después de haberse vertido al mar millones de litros de agua “cruda”, es decir aguas negras, y por otro se limita el uso del agua en las instalaciones de hospedaje. Ya pasó una semana de aquella descarga antihigiénica y las autoridades permanecen omisas ante el riesgo a la salud de los bañistas. Mientras, la población clama por agua.