meade

Redacción- 2016-09-2711:55:19- La propuesta de Paquete Económico presentada el pasado 8 de septiembre reconoce que las finanzas públicas dependían de préstamos, por lo que busca reducir la deuda como porcentaje del PIB, a través de un recorte al gasto público sin antecedentes, dijo José Antonio Meade, secretario de Hacienda.

“-Se presentó- un Paquete Económico que reconoce que en alguna medida habíamos estado viviendo de prestado y aún en la economía digital hay límites de cuánto tiempo puede uno hacerlo sin tener que regresar a un nivel en el que se empiece poco a poco a dejar de pedir prestado para pagar intereses”, indicó al participar en el Foro Forbes, Economía 3.0.

Para ello, añadió, se busca que la deuda caiga como porcentaje del PIB. “Si tomamos esa decisión en materia de deuda, y la trayectoria de los ingresos, la única forma de encontrarle cuadratura al paquete era un ajuste al gasto”.

Expuso que el recorte se da en un contexto donde gracias al avance de la tecnología se puede tener una mejor gestión de las bases de datos y elementos de coordinación entre los programas de gobierno para evitar duplicidades e identificar mejores espacios de focalización.

“Todo de manera más económica, también con el objetivo de mejorar los servicios a la población”.

Por ejemplo, la digitalización de trámites con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), que además de automatizar procesos para emitir facturas o presentar la declaración anual, ayuda a la recaudación de ingresos tributarios, refirió el titular de Hacienda.

Para el próximo año se prevé un recorte de ocho por ciento al presupuesto del SAT, pero se prevé recaudar 242 mil millones de pesos más que lo previsto para 2016.

INCERTIDUMBRE PRE ELECTORAL

El encargado de las finanzas públicas, señaló que ante la volatilidad financiera, debido en parte a las elecciones presidenciales de Estados Unidos, la herramienta que está al alcance de Hacienda “es mandar un Paquete Económico que ofrezca certidumbre”.

“Vale la pena que no nos quedemos sólo en la coyuntura de corto plazo, los mercados se habrán de mover a diario (…) todavía faltan 44 días, tres debates -para las elecciones estadounidenses-, creo que en este periodo que sigue, si bien debemos estar vigilantes, no nos debemos dejar perder por la coyuntura y por el minuto a minuto”, dijo el funcionario.

Agregó que para atar las expectativas de largo y mediano plazo de cada a la volatilidad se envió el paquete con la propuesta de regresar a un superávit primario, que la deuda baje como porcentaje del PIB y un recorte al gasto “muy importante y significativo”.

“Todo ello para mandar una señal clara del compromiso que tiene este gobierno con la estabilidad, y en el mediano plazo eso es lo que los mercados habrán de tomar en cuenta una vez que se empiecen a despejar las incógnitas que hoy genera la incertidumbre”, explicó.

Apuntó que además de las elecciones en EU, en la volatilidad también influye la decisión de la Fed de no subir las tasas en septiembre, “pero de ello Hacienda seguirá pendiente hacia finales de año”.

El Financiero / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO