En grave predicamento pone el diputado Marco Antonio del Ángel Arroyo al dirigente del PRI en el estado, Amadeo Flores Espinoza, al exigirle exprese su opinión respecto a las acusaciones que se ventilan públicamente contra el gobernador Duarte de Ochoa porque, dice, debemos estar en contra de la corrupción, venga de donde venga. Del Ángel Arroyo propone se convoque a un Consejo Político “deliberativo” para “que nos digamos las cosas que nos tenemos que decir”. Se antoja difícil que Amadeo, que es un político con mucha experiencia en estas lides, acate la propuesta del diputado, si tal es bueno o es malo, toca a los priistas decidirlo.