simon
Foto Reuters

ABC MIKEL AYESTARAN Corresponsal En Jerusalén 28 de septiembre/ Banderas a media asta en la Knesset, el parlamento de Israel situado en Jerusalén donde los ciudadanos podrán acudir a dar el último adiós a Simón Peres. Israel despide al último superviviente de los considerados fundadores de la patria, que murió a los 93 años tras sufrir un derrame cerebral. Los médicos llamaron a sus familiares el martes por la tarde para que acudieran a despedirse, y a las pocas horas su corazón dejó de latir. En enero ya superó dos percances cardiacos y al salir del hospital retomó sus viajes y se desplazó a Sudáfrica, Canadá y el Vaticano, recordaron sus familiares para destacar su gran energía y vitalidad, quienes aseguraron que el 13 de septiembre pronunció un discurso de una hora, pero ese mismo día sufrió un accidente vascular cerebral grave con hemorragia interna que dos semanas después no ha podido superar. «Con una profunda tristeza, nos despedimos de nuestro padre amado, el noveno presidente de Israel, Shimon Peres», dijo a la prensa entre lágrimas su hijo Chemi, en el hospital Tel Hashomer de Ramat Gran, cerca de Tel Aviv.

Desde la comunidad internacional llegaron innumerables muestras de cariño al dirigente de origen polaco a quien el mundo recordará por ser uno de los arquitectos de los Acuerdos de Oslo de 1993, lo que le valió para ser galardonado con el premio Nobel de la Paz en 1994 junto a su gran adversario político Isaac Rabin, quien le derrotó en la lucha interna por liderar el laborismo, y su gran adversario militar, Yasir Arafat. Peres era el único de los tres protagonistas de Oslo que seguía con vida, lo que le ha permito comprobar que el proceso no ha servido para traer la paz y que los asentamientos en Cisjordania, que él mismo impulsó tras la guerra de 1967, se han convertido 50 años después en un «obstáculo para la paz», según palabras del presidente estadounidense Barack Obama. El respeto internacional es proporcional a la discreta popularidad dentro de Israel donde los analistas recordaron que fue presidente, primer ministro en dos ocasiones y ocupó también las carteras de Relaciones Exteriores, Defensa, Información, Transportes e Integración durante el más de medio siglo dedicado a la vida pública, pero que nunca fue capaz de ganar unas elecciones.