manzur_g

Cuando en 2013 se difundió el audio en que el Secretario de Finanzas, Salvador Manzur, decía que los programas sociales “son oro molido” para utilizarse en materia electoral, el escándalo fue tan mayúsculo que hasta Rosario Robles temió repercusiones en su contra. Le costó el cargo a Manzur, pero no tardaron en darle el puesto de Delegado de Banobras demostrando de esa manera la poca importancia que se confiere a la opinión pública y que el Sistema Político mexicano resiste los embates anticorrupción sin esfuerzo alguno. Pero todo tiene un límite y, al menos en Veracruz, el gobierno federal está haciendo limpia en sus terrenos dando de baja a quienes están señalados por el dedo flamígero de la opinión pública; algo habrán de saber.