Hace bien el Fiscal General del Estado, Luis Ángel Bravo Contreras, en solicitar se le permita comparecer ante la Comisión de Procuración de Justicia del Congreso local para esclarecer lo relacionado a la localización de fosas clandestinas en Veracruz así como la inhumación de personas sin identificar en el panteón Palo Verde. Debe hacerlo ante esta Legislatura cuya obsecuencia es proverbial, de otra manera se expondría a que sobre el mismo tema lo llame la siguiente camada de legisladores con conformación política muy diferente a la actual. De cualquier manera será interesante escuchar lo que diga el Fiscal pues, según asegura, “está dispuesto para dar a conocer la “verdad” para que los representantes populares conozcan de la realidad que priva en Veracruz”.