petroleo
 

Veracruz- 2016-09-0712:47:42- En el último cuatrienio, la actividad industrial ha denostado ser otro de los sectores a los que les ha golpeado el mal manejo de la economía de nuestro país por parte del actual gobierno sumándose a esto otros factores externos a la nación. Esto ha provocado que la actividad industrial se esté viniendo abajo desde hace cuatro años en 9 entidades federativas.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) así como un informe emitido por el OFP (Observatorio de las Finanzas Públicas) de la Universidad Veracruzana, Veracruz es la tercer entidad con mayor rezago industrial en el primer cuatrimestre del año que corre, y es que a comparación del mismo lapso de tiempo en 2012, hoy los números son rojos para la estadística y la conclusión.

El estado con mayor caída en cuanto a rezago industrial fue Chiapas, que está enfocado a la actividad energética como la generación de hidrocarburos, energía eléctrica y minería, tres sectores industriales a los cuales golpeó la falta de desarrollo en el estado que gobierna Manuel Velasco Coello. Y es que los expertos aseguran que la inversión extranjera se ha concentrado en los últimos años en la parte del Bajío mexicano, olvidando al sureste del país que casualmente hoy en día presenta conflictos sociales, magisteriales, políticos y graves problemas de seguridad social.
Chiapas presenta hoy un 21.5% de disminución en actividad industrial.

VERACRUZ AFECTADO

Campeche por su parte registra el 14.5% de disminución y Veracruz le sigue con un 10.6%, estos dos estados junto con Tabasco que ocupa el lugar 6 con 4.5% de caída, tienen estos rezagos debido a que gran parte de la economía depende del sector petrolero, principal actividad en estas tierras, por lo que la devaluación del petróleo, la producción de hidrocarburos y la escasez del gas natural que se dio en el sur veracruzano les ha ocasionado este estancamiento y luego retroceso.

En el año 2012, las luces se encendieron para Veracruz cuando apareció en el lugar 15 de los estados con la tasa de crecimiento en producción manufacturera, apenas con un 7.9% de producción, el consuelo era que en ese lapso 2006-2012 había 7 entidades debajo de Veracruz y otras 7 sin nada de crecimiento, es decir, 14 entidades por debajo de Veracruz. Para entonces los estados del norte y el bajío estaba muy lejos de Veracruz en cuanto a la comparación.

Según el economista Hilario Barcelata, doctor en finanzas públicas, el problema en el 2013 radicaba en una falta de diagnóstico adecuado de la situación y por ende la falta de diseño de una política industrial. Para este año, Veracruz se ubicó en el sitio 27 nacional en cuanto a crecimiento anual de la producción manufacturera, a pesar de que hubo un pequeño incremento del 0.80% pero con una producción anual de 1.7%.

“En buena parte en aquella ocasión el rezago se debió a la baja capitalización de las empresas veracruzanas, su baja productividad y competitividad y a que se careció de empresas que generaran polos de desarrollo industrial”.

2014

La carencia de una política industrial, el apoyo al sector, la falta de apoyo en la infraestructura industrial, falta de incentivos fiscales y la falta de promoción industrial así como las deudas del gobierno de Javier Duarte de Ochoa hizo que para junio del 2014 Orizaba, ciudad que era considerada la “Mánchester Veracruzana” por su gran actividad industrial, ya sufría los estragos del rezago del sector. Para entonces ya se registraban 30 mil desempleados en la zona centro del estado, zona que hoy es zona de conflictos entre grupos delincuenciales, asesinatos, raptos, balaceras y cuerpos destazados.

La promesa de campaña de Duarte en cuanto a reactivar la zona fabril de Río Blanco, Nogales y Ciudad Mendoza se la llevó el viento con pólvora de esos lares. Las fábricas y plantas cerradas fueron el detonante del desempleo de la zona.

En la zona centro desde hace más de 20 años que no se recibe a empresas grandes, solo se abren medianas y micro empresas que en su mayoría son familiares.

Hoy, lejos de abrirse armadoras automotrices, plantas o naves industriales, ensambladoras y/o fábricas, sólo se han ido acumulando “primeras piedras” que sumándolas todas, están lapidando la economía de Veracruz.

 

Imagen del Golfo/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO