jose-manuel-suazo-reyes
José Manuel Suazo Reyes

Xalapa- 2016-10-3013:49:27- Leticia Rosado / AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO

El director de Comunicación Social de la Arquidiócesis de Xalapa, José Manuel Suazo Reyes, acusó que durante la última sesión de los diputados integrantes de la LXIII Legislatura, pretenden y modificar en lo “oscurito” el Código Civil, en el que se busca aprobar el matrimonio igualitario.

A través del comunicado dominical el integrante de la grey católica, acusó que la sociedad veracruzana cada día se despierta con nuevos escándalos de corrupción y múltiples manifestaciones de diversos sectores que reclaman sus derechos.

Expresó que este albazo se pretende dar mientras la comunidad cristiana católica se dispone a celebrar la solemnidad de Todos los Santos y la conmemoración de los Fieles Difuntos.

En este sentido expresó que: “Resulta que, a unas cuantas horas de dejar el recinto legislativo, todavía se hacen algunos ‘amarres’ para sacar adelante un asunto bastante delicado. Nos referimos a la intención de votar a favor de un dictamen de última hora que ha sido tratado en lo oscuro, que contiene inconsistencias y que de hacerlo sería un golpe más a la voluntad popular de la que los diputados deberían ser los representantes”.

Agregó que conforme al boletín de Prensa que ha distribuido Asociación Civil SÍ VIDA, SÍ FAMILIA, el pasado 29 de octubre, los diputados y diputadas pretenden votar a favor de un dictamen que reforma, deroga y adiciona diversas disposiciones al Código Civil.

“El dictamen por cierto lo firman cuatro diputados, una de las cuales fue la misma que propuso la iniciativa, o sea esta diputada es juez y parte en este asunto. Ella propone la iniciativa, la dictamina por supuesto en forma favorable y la votará también a favor. Así se cocinan las cosas de último momento. Cabe decir además que otro de los diputados firmantes nunca dictaminó la iniciativa popular Sí VIDA, que le fue entregada en tiempo y forma. ¿Habrá algún interés pactado?”, acusa el prelado.

Detalla que en el dictamen se pretende hacer reformas legislativas que buscan modificar el concepto de matrimonio como aparece actualmente en el Código Civil de Veracruz.

“Con respecto al artículo 86 del Código Civil, por ejemplo se sugiere decir lo siguiente: ‘No pueden contraer matrimonio LAS PERSONAS menores de 18 años’. En forma dolosa, se usa el término PERSONA, sin distinguir sexo. Con la bandera ideológica de la igualdad y la no discriminación se busca anular las diferencias entre un hombre y una mujer. La pretensión es introducir en nuestro estado la iniciativa presidencial del pasado 17 de mayo que tanto rechazo social ha causado”.

Suazo Reyes recordó a los diputados que más de 90 mil personas, tan sólo de Veracruz, salieron a las calles el pasado 10 de septiembre de 2016 para respaldar a la familia natural y para proteger la dignidad del matrimonio entre un hombre y una mujer.

Destacó que en el País se han manifestado sobre este mismo asunto alrededor de 1 millón 800 mil personas, señaló que el matrimonio por definición es entre un hombre y una mujer, como lo señala el artículo 75 del Código Civil de Veracruz.

El matrimonio y la familia -mencionó- no son una construcción sociológica casual ni su definición está sujeta a ideologías del tiempo. La justa relación entre un hombre y una mujer proviene de la esencia misma del ser humano.

Indicó que parece ser que nuevamente, mientras los ciudadanos viven en la zozobra de cada día esperando que se resuelvan, de una vez para todas, los grandes problemas que le aquejan en cuestión de seguridad, empleo, salud, educación y economía, y mientras el caos hace de las suyas en estos últimos días de transición gubernamental, los representantes populares, se vuelven sordos al clamor de la gente que los ha llevado a ocupar una curul, dando lugar a un asunto muy cuestionado que la sociedad en su mayoría ha rechazado y que incluso ha divido a algunos sectores.

Para finalizar hizo un llamado a que los diputados de esta legislatura, en su última sesión, no abonen más al desprestigio social del que han sido objeto por proponer y votar iniciativas que lejos de ayudar a los veracruzanos, dieron la impresión de que sólo favorecieron decisiones caprichosas y de grupos de poder.

“Mucho se ha dicho sobre el daño patrimonial que se ha causado a este Estado, a las autoridades correspondientes les tocará definir las dimensiones y detectar a los responsables, nos auguramos que en esta última sesión del Congreso no se pretenda dañar la institución del matrimonio”, concluyó.