corte
Jesús Aranda
Periódico La Jornada
Martes 22 de noviembre de 2016, p. 11

De 2009 a septiembre de 2016 se han destinado más de 80 millones de pesos al pago de pensiones y otras prestaciones de seis ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que dejaron el cargo.

De acuerdo con información obtenida por medio de una solicitud de información, el gasto para pensiones de ministros en retiro se multiplicó de 2009 al presente año, al pasar de 623 mil 523 en aquel entonces a 14 millones 37 mil en los primeros nueve meses de 2016.

Por disposición legal, al retirarse los ministros reciben la totalidad de su salario durante los dos primeros años y después 80 por ciento de la remuneración de los togados en activo de manera vitalicia.

Los primeros dos ministros elegidos después de la reforma constitucional de 1994 que pasaron a retiro –el 30 de noviembre de 2009– fueron Genaro Góngora Pimentel y Mariano Azuela Güitrón. Ambos fueron presidentes de la SCJN: el primero de 1999 a 2003, y el segundo, de 2003 a 2007.

A pesar de que los dos sirvieron durante el mismo número de años, el monto que cada uno ha percibido hasta la fecha es diferente: Góngora Pimentel ha recibido un total de 22 millones 759 mil 142 pesos, mientras Azuela suma 22 millones 841 mil 814 pesos.

El 30 de noviembre de 2012 se sumaron a la lista Guillermo I. Ortiz Mayagoitia y Sergio Salvador Aguirre Anguiano. También el monto total que han recibido es distinto, aunque Ortiz Mayagoitia fue presidente del máximo tribunal de 2007 a 2010. Hasta la fecha se le han otorgado 14 millones 154 mil 445 pesos, mientras que Aguirre suma 13 millones 801 mil 320 pesos.

El 30 de noviembre de 2015 dejaron el cargo Olga Sánchez Cordero y Juan N. Silva Meza, quien encabezó el máximo tribunal de 2011 a 2014.

El total de percepciones también difiere entre ellos: la primera suma 3 millones 10 mil 796 pesos, mientras el segundo ha recibido 3 millones 308 mil 848 pesos.

Cifras variables

Llama la atención que la cantidad de recursos destinados a la pensión y otras prestaciones de los seis ministros ha cambiado en este tiempo: en 2009 sumaron 623 mil 523 pesos; en 2010, 7 millones 823 mil 911 pesos; en 2011, 7 millones 768 mil 453 pesos, y en 2012, este gasto bajó a 7 millones 253 mil 496 pesos.

En 2013 hubo un incremento y se gastaron en ese rubro 15 millones 289 mil 222 pesos, cifra que ha sido la más alta en todo este tiempo. En 2014 la cantidad erogada bajó a 14 millones 484 mil 547 pesos; en 2015 bajó a 12 millones 889 mil 805 pesos, y en los primeros meses de este año sumaron 14 millones 37 mil pesos.

La información proporcionada por la Corte no incluye las pensiones que recibieron ministros retirados que ya fallecieron, como José Vicente Aguinaco Alemán, Juventino V. Castro y Castro y Juan Díaz Romero.

INFORMACIÓN EN:

http://www.jornada.unam.mx/2016/11/22/politica/011n1pol