flavino

Xalapa- 2016-11-3018:48:04- Jesús Ruiz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO

El gobernador interino del Estado, Flavino Ríos Alvarado, se despidió este miércoles horas antes de finalizar el periodo legal del sexenio que concluye y en su mensaje opinó que lo ocurrido en Veracruz nunca más debe repetirse.

Acompañado por sus colaboradores, su esposa y su hija, deseó que le vaya bien a Veracruz en el futuro.

En su mensaje, aceptó que hubo “manejos ajenos a la administración pública” que dispararon los pasivos de la entidad a 87 mil 937 millones 886 mil pesos.

En ese sentido, dijo que corresponde a la siguiente administración poner orden financiero mismo que se logrará por las medidas iniciadas por su administración.
Expuso que al darse cuenta del déficit financiero dio marcha atrás a la basificación. Dijo que con estas medidas se logró una reducción en el desequilibrio financiero de 2 mil millones de pesos.

“No podemos ser omisos ante lo ocurrido en Veracruz. Es un tema que nos agravia a todos. He sido enfático en señalar que quienes pudieron haber hecho uso indebido de recursos, deberán responder por sus actos”, planteó en su discurso que se llevó acabo en Sala de Banderas, del Palacio de Gobierno.

Acompañado por integrantes del gabinete estatal, el mandatario reiteró que todo aquel que infringió la ley deberá enfrentar las consecuencias, pues tendrán que responder por el agravió registrado al pueblo de Veracruz.

Recordó que su administración interpuso 12 denuncias ante la Fiscalía General del Estado (FGE), en contra de funcionarios por presuntos actos de corrupción.
Sin embargo también subrayó que los actos ilícitos de algunos servidores públicos, no deben ser utilizados como bandera para fines políticos.

“Sin duda, esta administración ha enfrentado situaciones muy complejas, como tal vez no se recuerde en tiempos recientes, pero frente a las complejidades hay un Veracruz que sigue avanzando para hacer frente al desequilibrio fiscal y el problema financiero que tuvo consecuencias muy graves”.

Manifestó que el problema financiero de la entidad se registra desde años atrás, mismo que se agravo por la situación económica que enfrenta el país.

Esta situación dijo, orillo a su gobierno a detener diversos programas destinados para el crecimiento del Estado.

Sin embargo el titular del Ejecutivo, subrayó que a partir de este primero de diciembre, Veracruz entrara en una nueva etapa que requerirá la voluntad y el esfuerzo de todos los servidores públicos.

Para finalizar Flavino Ríos, agradeció el apoyo brindado en los últimos 48 días que estuvo al frente de la administración estatal, y deseó al gobernador electo, Miguel Ángel Yunes Linares, el mejor de los éxitos.

El gobernador interino dijo que Miguel Ángel Yunes Linares recibe un Veracruz rico en el talento de su gente.

“Le deseo todo el éxito del mundo al gobierno que inicia”; acto seguido agradeció a las mujeres y hombres del estado, de quienes dijo, son la fuerza de la entidad.
También agradeció a sus colaboradores, a su familia y al gobierno federal por todo el apoyo en el proceso de haber servido a los ciudadanos.