tmp_3971-contraesquina-29diciembre2016-590464526
Contraesquina Política
Por Fernando Martinez Plascencia
29 de Diciembre de 2016

Miguel Ángel Yunes Linares: Salvarse a sí mismo sin agraviar a los veracruzanos
Erick Lagos: La presa el Yuribia es su relación pervertida

El gobierno de Veracruz sigue expulsando pus por donde se le toque. Ahora el turno es para los ex coordinadores de Comunicación Social del gobierno anterior. Estos personajes creados por la infidelidad del negro más perverso y más rata que haya parido Veracruz también arrastran una enorme cola de putrefacción que ya todo mundo sabía y sabe.
La cuestión era saber hasta cuando se iba a encaminar el fusil de Miguel Ángel Yunes Linares en contra de ellos.
Por cierto dicho fusil tendrá que reabastecerse constantemente porque parece que esto no tendrá fin.
Es cierto, dos años no serán suficientes para equilibrar las finanzas de Veracruz como ha dicho el gobernador, pero tampoco serán suficientes para recuperar lo robado y meter a la carcel a estos ladrones tal como le prometió al pueblo veracruzano. No son suficientes porque simple y sencillamente son muchos los corruptos que están agazapados, unos sin y otros con fuero, y estos saldrán a la luz pública, desgraciadamente poco a poco.
Será a cuenta gotas. El tema financiero es más importante, aunque esto vaya ligado a la corrupción.
Bueno pues el tiempo ya llegó, y parece ser que el bravucón de Alberto Silva Ramos, aquel que en plena campaña insultaba y agredía verbalmente al gobernador MAYL,  lo mismo desde la cámara de diputados que desde la coordinación de comunicación social del gobierno del estado, ahora sí tendrá que enfrentar denuncias en su contra por el desvío de varios miles de millones de pesos, que junto con la odiosa e insoportable Gina Domínguez “no aparecen por ningún lado”.
Vaya bronca que se le avecina a este pato de pacotilla, junto con la ambiciosa lady Gina, hoy dueña de “importantes medios de comunicación”, con dinero de los veracruzanos, que como para burla preside la Fundación Colosio. Estos dos son un par de sinvergüenzas que merecen estar en la cárcel.
No es de extrañarse que en esa área que “manejaba la imagen” del prófugo de la justicia Javier Duarte de Ochoa, aparezca un quebranto importante en recursos económicos por el orden de más de 8 mil 548 millones de pesos, y no es extraño tampoco que esta oficina haya manejado empresas fantasmas que fueron la “divina creación” de los duartilondios para robarse el dinero público de nuestros impuestos como viles delincuentes.
Los más corruptos que pudieron haber llegado al estado, son hechuras del nefasto negro Fidel Herrera Beltrán.
Esta clase maldita que llegó con FHB para asolar como una plaga al estado veracruzano hasta desfondarlo y mandarlo al hueco de la insuficiencia presupuestaria, siguen riéndose a carcajadas con el cónsul por delante, en los aposentos confortables del Consulado español.
Cómo han de gozar viendo a Miguel Ángel Yunes Linares parir chayotes porque las cuentas no le cuadran para superar el desequilibrio financiero, y ante ello, al gobernador no le queda de otra más que seguir atorando, con justa razón a quienes se enriquecieron descomunalmente aprovechándose del cargo público, con el aval del alumno que superó al maestro: Javier Duarte De Ochoa.
Ojala y no quede en palabrería porque estos cómplices de Javier Duarte son los que llevaron a Veracruz a la miseria y pobreza hasta ubicarlo en segundo lugar. De ese tamaño es el grave daño que han causado.
Salvarse a sí mismo.
Miguel Ángel Yunes Linares necesita salvarse a sí mismo, sin agraviar más a la sociedad. Debe darle respiro, ahuyentando las sombras del vacío de poder en que se está convirtiendo el tema de la escasez de dinero para solventar todas las necesidades.
Y esto tiene mucho que ver en el Legislativo. No es su culpa, ya lo sabemos, pero en la cámara local de diputados le hacen falta buenos operadores políticos. Está visto que al PAN le hace falta mucha experiencia, y que dos años tampoco serán suficientes para ellos.
Por eso, a falta de operadores políticos, tuvo que ser él mismo, el operador del Presupuesto presentado por el anterior gobierno, y que este debe ser modificado. Si los coordinadores del PAN hubieran negociado esto, seguramente su comparecencia no hubiese sido necesaria para manifestar que deben existir cambios que se ajusten a la realidad presupuestaria para el 2017.
Cambiar las “prácticas políticas” es una buena razón y argumento que MAYL objetó sobre el artículo 37 Constitucional Estatal pronunciado por el diputado Amado Cruz Malpica y que ojala den resultados. Si esto no surte efectos, será rechazada, y será un severo golpe político para el gobernador. En esto no hay que perder de vista la alianza que está formando la fracción parlamentaria de MORENA con el PRI para no dejar pasar dicho presupuesto.
Los problemas en el sur no terminan. Tatahuicapan y el Yuribia.
Mire usted, en el sur de Veracruz surge otra vez el mismo problema del agua que abastece a Coatzacoalcos, Cosoleacaque, Minatitlán y otros municipios cercanos.
Cerrados al diálogo, los habitantes de la sierra de Tatahuicapan amenazan con cerrar las válvulas de la presa “el Yuribia”, a ellos les vale una chingada el planteamiento que les hace el gobierno del estado en el sentido de que se llevarán a cabo obras, pero que ya no habrá más dinero para seguir manteniendo esa “relación pervertida” que ha señalado el gobernador, auspiciada por el corrupto gobierno anterior, que en este caso en particular, se solucionaba con millones de pesos que mal acostumbraron a estos carroñeros de los recursos públicos.
Vayamos por partes. Esto se remonta a la época del  nefasto chili Willy alias Erick Lagos Hernández cuando era secretario de gobierno.
Muchos intereses económicos de este individuo que hoy es diputado federal siguen metidos  en el abastecimiento del agua de la presa el Yuribia. Es una mina de oro.
En aquel tiempo este asqueroso sujeto hacía y deshacía a su antojo, metiéndole mano a los recursos públicos, al dinero pues, teniendo manga ancha por parte del prófugo de la justicia Javier Duarte de Ochoa para solucionar este terrible problema del abastecimiento de agua, con la condición de que si no lograba solucionarlo se olvidara de la diputación federal que le había prometido.
La respuesta ahí está. El chili wily solucionaba el problema a medida de sus ambiciones personales, llevándose cientos de millones de pesos y hoy tiene fuero a costilla de los veracruzanos, pero nos dejó la “comercialización” de este vital líquido por parte de falsos líderes que con unos cuantos pesos manejan la ignorancia de la gente de estos pueblos, llevándose ellos la mejor tajada.
Si es cierto, se convirtió en una relación pervertida, porque incluso, el chili wily los azuzaba por debajo del agua para que llevaran  a cabo bloqueos y cierres de carreteras para negociar la entrega de recursos económicos que salían de las arcas estatales, yendo a parar una parte a los “dueños del agua” de la sierra de Tatahuicapan y otra parte quedaba en el cajón de este sujeto que era el secretario de gobierno.
Negocio redondo, Erick Lagos descomponía cada vez que se le antojaba este movimiento, ya que con el solo hecho de dejar de entregarles los millones pesos por incumplimiento de las obras prometidas por el hoy prófugo de la justicia, estos se ponían como locos e inmediatamente salían a las carreteras a bloquear y nuevamente entraban los operadores políticos por instrucciones de chili wily y apaciguar todo con cañonazos de millones de pesos.
Mal acostumbrados, no quieren obras, quieren seguir extorsionando con el convenio pactado en el gobierno anterior por el cual recibían dos millones y medio de pesos que tampoco se utilizan para obras, es decir, se lo clavan, va a las bolsas de los falsos líderes.
Esta relación perversa  quiere seguir sosteniendo el mismo plan plagado de corruptelas que tanto daño ha venido causando a Veracruz por culpa de estos malos funcionarios como Erick Lagos, que dejaron crecer este flagelo que no se quiere ir, causándole un grave detrimento a las arcas estatales.
La mano que mece la cuna detrás de este movimiento, tal parece, tiene nombre y apellido, y también fuero.